Stop bodyshamers, las celebrities contraatacan

0
Anuncio

El debate social y viral sobre el aspecto físico y los estilismos de las famosas no es una novedad. Cada día somos testigos del escrutinio público al que se ven sometidas las celebrities a través de ciertos medios de comunicación y comentarios en las redes sociales de los bodyshamers. Ahora, gracias al poder de Internet, son muchas las famosas que han sacado partido de su impacto social para enfrentar las críticas y poner en valor la importancia de aceptar nuestros físicos y abogar por el orgullo y una mentalidad libre de complejos.

La última reivindicación ha sido la protagonizada por la actriz y cantante Hilary Duff, publicando un post en su Instagram en el que respondía tajantemente a las revistas y páginas webs de cotilleos que criticaron su físico en los últimos meses. “Mi cuerpo me ha dado el mejor regalo de mi vida: Luca, de cinco años. Voy a cumplir 30 años en septiembre y mi cuerpo está sano y me lleva a donde tengo que ir”.  Además, nuestra querida Lizzie Mcguire animó a las niñas, mujeres y madres de todas las edades a “que estén orgullosas de sus cuerpos y que no pierdan el tiempo deseando ser diferentes o perfectas”.  ¿Lo mejor de su post? El hashtag #Kissmyass (besa mi culo), que perfectamente podría convertirse en un lema contra los bodyshamers.

Otro de los absurdos debates en la red durante los últimos meses ha girado en torno al físico de Rihanna. Si estás leyendo bien, RIHANNA, la misma que ha deslumbrado con su look en el Festival Crop Over. Que si ha engordado y “se va a quedar así siempre”, que si “me gustaba más antes”, o incluso rumores de embarazo. La cantante de Barbados se ha convertido en la diana de los comentarios de los bodyshamers en sus últimas apariciones públicas, ya fuese en chándal en el aeropuerto o con un precioso vestido rojo de Giambattista Valli que acentuaba su pecho. Ante las críticas, Rihanna ha hecho gala del humor que la caracteriza y les ha pagado con una de las grandes herramientas de las redes sociales, los memes. Una vez más, badgalriri ha demostrado ir varios pasos por delante del resto de la humanidad. ¡BRAVA!

😢

A post shared by badgalriri (@badgalriri) on

A Hilary Duff y Rihanna se unen otras celebrities como por ejemplo Demi Lovato, constantemente criticada por su silueta pero que gracias a su filosofía “de todo lo malo se saca algo bueno”, ha utilizado la música, en concreto sus temas Confident  y Really Don’t Care para enfrentarse a los haters. O la cantante Lady Gaga, que a pesar de realizar una impresionante actuación en el half-time de la Super Bowl, fue protagonista de los comentarios de miles de bodyshamers por sus “michelines”.  Sí, Gaga, nosotros también queremos lanzar ese micrófono a más de uno.

 

En julio de 2016, Jennifer Aniston, ante los rumores de un posible embarazo, escribió en el Huffington Post: “Para que conste en acta, no estoy embarazada. Lo que estoy es harta. Estoy harta del escrutinio y el “body shaming” (…) La objetificación y el escrutinio al que sometemos a las mujeres es absurdo y alarmante. La manera en la que soy retratada por los medios de comunicación es simplemente un reflejo de cómo vemos y retratamos a las mujeres en general, comparadas con un retorcido estándar de belleza”.

En una sociedad cada vez más globalizada donde la información corre como la pólvora, urge la necesidad de portavoces públicos cuya visibilidad y repercusión social sirvan para normalizar los físicos reales, sobre todo en el caso de las mujeres, siempre juzgadas y condicionadas por absurdos estandartes de belleza.

El discurso no debe pasar por una concepción de “mujer real”, en los últimos años atribuido al movimiento curvy, que también es digno de reflexión, sino por un sentido de la palabra que englobe un estilo de vida saludable físico y mentalmente, y el rechazo a los cánones de belleza inalcanzables. Realizar un ejercicio de recapacitación en que seamos conscientes de la suerte de poseer un físico sano, y que sirva para educar a los niños y niñas del futuro, tanto para aceptar la diversidad social como para hacerlos psicológicamente más fuertes ante las críticas.

Como dice Demi Lovato, what’s wrong with being condifent?

 

Anuncio

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here