Van Gogh Alive deslumbra todos los sentidos en Sevilla

0
Van Gogh Alive Sevilla
Anuncio

Desde el pasado 1 de Febrero y hasta el 15 de Abril de 2018 la experiencia multisensorial más visitada del mundo, Van Gogh Alive Experience desembarca por primera vez en tierras españolas, más concretamente en Sevilla. Y es que para todos los curiosos y amantes del arte, ésta propuesta diferente y atípica cuenta con todos los elementos para sorprender a los visitantes.

Van Gogh Alive es una experiencia audiovisual inmersiva, en la que la exposición de las pinturas entra en diálogo con el espacio físico en el que se proyectan: más de 1.000 metros cuadrados en un espacio tan moderno y dinámico como es el Pabellón de la Navegación de Sevilla.

Desde el punto de vista del visitante, se propone  una nueva forma de acercarte a la obra del pintor impresionista. Tiene como medio pantallas de seis metros de altura que rodean al espectador sobre las que se proyectan las diversas etapas de Van Gogh.

Pero el encanto de la propuesta audiovisual lo encontramos en la perfecta sincronización de los elementos que la componen, así como en las conseguidas animaciones de las obras, en las que por ejemplo podemos observar el vuelo de los cuervos de su famoso Trigal con cuervos, o bien las vibrantes constelaciones de La Noche Estrellada.

“Hasta ahora no se había visto nada parecido en España. Es una exposición que combina lo visual y lo auditivo y que envuelve al espectador de una manera increíble. Vives el arte de una manera distinta”, destaca Elena Goroskova, directora de ‘Van Gogh Alive’ en España.

Pero no sólo forman parte de las proyecciones las obras del pintor, sino que también las acompañan escritos, citas, dibujos preparatorios, fotografías de la época, todo lo que pudiese ser de utilidad para contextualizar la prolífica producción de Van Gogh.

Van Gogh Alive Sevilla

Si tuviésemos que poner una pequeña pega a la propuesta que nos hacen desde Van Gogh Alive es quizás el no percibir la calidad técnica física de los cuadros, donde las pinceladas cobran protagonismo y vida, pero puede justificarse esta ausencia,  ya que para eso están los museos, y lo que se propone en esta propuesta inmersiva es otra cosa, como dice Elena Goroskova “se trata de vivir el arte de una manera asombrosa e inesperada. No estás viendo el cuadro, el cuadro te está absorbiendo, te rodea, está por todos lados”.

Sin duda es una experiencia recomendable y totalmente bella, a la altura de las obras de Vincent, el cual parece estar de moda si también tenemos en cuenta que su película, Loving Vincent, está nominada a mejor película de animación en los Oscars.

Más información en: https://vangogh.es/

Anuncio

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here